Encuentro: La elecciones intermedias en Estados Unidos y la caravana migrante

Por: Bryan Ramírez

Desde hace semanas hemos hablado sobre la caravana migrante, este gran éxodo de ciudadanos centroamericanos que viajan por todo el país para llegar hacia los Estados Unidos, y a pesar de que pareciera un movimiento migratorio que efectivamente busca una mejor calidad de vida en la hasta ahora

 primera potencia económica, es curiosamente sospechoso que este movimiento migratorio masivo suceda precisamente semanas antes de las elecciones intermedias en Estados Unidos. Sin olvidar que la campaña de Donald Trump estuvo enfocada hace dos años en los discursos anti inmigrante, de proteccionismo económico y nacionalismo, hoy el presidente de Estados Unidos revive los discursos que lo llevaron a tener éxito en su campaña, y al parecer la caravana migrante está beneficiando al magnate neoyorkino, porque a pesar de que los ciudadanos estadounidenses públicamente no confiesan su racismo y xenofobia, la realidad es que lo han dejado plasmado en las urnas, las encuestas en 2016 arrojaban a Hillary Clinton como ganadora, y lejos estuvo de ello, el voto duro castigó a los demócratas, pero detrás de ello está el verdadero sentir de los ciudadanos de aquella nación, que por décadas han sido de cierta forma adoctrinados con su cultura de que tienen un destino manifiesto, que les da derecho a salvar a otros pueblos del mundo con intervenciones militares y llevando “democracia” y falsas esperanzas.

Ese gran sentir de defender lo que les pertenece es lo que llevará a los ciudadanos estadounidenses a elegir al partido republicano como partido mayoritario en su parlamento, por la misma razón por la cual eligieron a Donald Trump, no desean que más inmigrantes llegue a su país, tampoco que las empresas nacionales dejen su país para instalarse en otro, dejando ciudades enteras sin oportunidades de empleo, que es precisamente lo que está combatiendo el magnate neoyorquino con las políticas de proteccionismo económico que lo han llevado a una guerra comercial con China. Regresando a la caravana migrante, el gran éxodo de ciudadanos de Centroamérica que buscan una mejor oportunidad de vida con nuestro vecino del norte, se está convirtiendo en la mejor bandera de campaña del partido republicano en Estados Unidos, donde la propaganda de miedo contra los inmigrantes está surtiendo efecto, el que aquella nación desplace a sus tropas en la frontera con México es una especie de mensaje paternalista hacia los votantes norteamericanos, 15 000 soldados están siendo desplazados a la frontera, incluso el número es mayor a las tropas que se encuentran en Afganistán o Irak, y ese mensaje claro de que el presidente de Estados Unidos defiende su nación, que blinda la frontera contra quienes “los invaden” es la mejor propaganda para triunfar en las elecciones intermedias, y así será, porque en aquella propaganda de miedo sobre los inmigrantes ahora es tangible, y los norteamericanos anglosajones patriotas utilizarán el mejor instrumento que les ofrece el sistema político que es el poder del voto, así como en 2016, los norteamericanos elegirán nuevamente a los republicanos en las elecciones intermedias de esta semana, y será un nuevo triunfo para Donald Trump, la razón es sencilla, las campañas de miedo funcionan.

Compartir